susanatenreiro

Por Juan Ballesteros. Periodista.

Susana Tenreiro, ex productora del canal, nos confiesa que disfrutó tanto su paso por nuestra pantalla, que hubiese trabajado incluso gratis. Nos cuenta de sus programas como Función Privada, y como es su vida luego del retiro.

Camina por los pasillos y se abraza con la gente. Hay besos y caricias.Se produce el reencuentro con amigos y viejos compañeros. Es un revivir de tantos años de su vida para Susana Tenreiro, que hace poco se jubiló y vuelve al edificio de la TV Pública Argentina para conversar con APJ Medios. Pasa por el bar, lo mira, y enseguida se dirige a lo que fue su oficina. Ya no está como cuando ella la utilizaba, se reconvirtió. La observa y se ríe. Sigue su camino. Ha vuelto a su casa, más allá de cualquier reforma circunstancial que pueda haber existido.

“Fue tanto tiempo acá que vuelvo tras mucho sin hacerlo y siento como si hubiese estado ayer. Eran horas y horas dedicándonos a lo que era nuestra pasión. Creo que disfruté tanto mi trabajo como productora, que si no me hubiesen pagado, lo hubiera realizado igual”, cuenta quien estuvo a cargo del mítico ciclo Función Privada, un ícono de la pantalla de nuestro canal.

Además de Función Privada, Susana tuvo varios ciclos a cargo en el canal. Argentina Secreta, con Roberto Vacca, fue uno de ellos. “Fue un aprendizaje muy grande para mí formar parte de ese programa. Lo disfruté enormemente”, analiza. Otro que la marcó fue 60 Minutos y Tenreiro recuerda con mucho afecto aquellos tiempos: “Era impresionante como se vivía. Dábamos la vida en ese programa, pero era como ser parte de la historia de lo que ocurría en el mundo”.

Con toda esa trayectoria, igualmente fue Función Privada, el programa que disfrutó a pleno. Animado por Carlos Morelli y Rómulo Berruti, fue uno de los ciclos más recordados y premiados que hayan pasado por nuestra pantalla. “Lo miraba el país entero. En la ciudad de Buenos Aires, el conurbano y el interior. La repercusión que tenía fue impresionante. El estreno fue en 1983 y duró hasta 1997, fueron 14 años a máximo nivel. Aún hoy nos dicen de volver, pero creo que es una etapa que ya culminó”, repasa quien fue la productora.

Tenreiro confiesa que ya se acostumbró a la nueva vida fuera del canal, aunque también cuenta que le costó el momento de jubilarse: “Temblaba los últimos días, no quería irme, hubiese dejado seguir trabajando, pero ya me acostumbré, y ahora disfruto hacer cosas que antes no podía. Todo cambia, ahora, ya no deseo regresar”.

Su presente la encuentra aún activa en los festivales de cine que se realizan en Pinamar (“Lo hacemos hace tiempo junto a Morelli y me mantiene con ganas”), pero aclara que no tiene proyectos a futuro, más que disfrutar su casa en el Tigre y viajar con sus amigas.

“Me voy que me tengo que tomar la lancha”, dice a carcajadas. Es hora de volver a su casa en Tigre y no puede perder su transporte. Se marcha feliz. Por su nueva vida y por haber regresado al canal, aunque sea un rato. Un gusto verte, Susana.